Los principios de la criopreservación son simples, pero la tecnología y la experiencia necesarias para ejecutarla requieren de varios conocimientos.