La colaboración con Aquafil y Atando Cabos es un paso más para acortar las brechas de la actividad, reducir su huella de carbono y garantizar que la mayor parte del material utilizado en los procesos se recicle.