La decisión marca un hito dentro de la industria al seleccionar desarrollos chilenos por sobre la oferta internacional.