Foto submarina captada por investigador UCN es destacada en publicación inglesa

Imagen fue captada por el Dr. Javier Sellanes López, académico del Departamento de Biología Marina, Facultad de Ciencias del Mar, de la Universidad Católica del Norte.

La foto que acompaña esta nota es de un crustáceo que aún no tiene nombre, porque fue descubierto hace poco, pero sabemos que pertenece a la familia Munididae y vive exactamente a 545 metros de profundidad, que es donde logró capturar su imagen el Dr. Javier Sellanes López, académico del Departamento de Biología Marina, Facultad de Ciencias del Mar, de la Universidad Católica del Norte.

Y como la foto es todo un hallazgo, mereció estar en la portada de Deep Sea Life, una publicación editada en Inglaterra. Esta foto, recuerda el investigador, “la saqué en febrero del año pasado, en el crucero EPIC a bordo del R/V Mirai. En particular, este crustáceo es de 545 m de profundidad, recolectado en uno de los montes submarinos de la dorsal de Salas y Gómez (a unos 1500 km de la costa, aproximadamente frente a Copiapó), visitados en la expedición. Ya sabemos que es una especie nueva, junto con muchas otras que hemos recolectado en esa zona, y que de a poco estamos describiendo”, y cita como ejemplo aquella descrita en 2019. En particular, continúa, “y hablando solo de esta familia de crustáceos, si bien la de la foto es una de las más bonitas, encontramos 3 a 5 especies más, que también son nuevas”.

Cabe destacar que, en esta misma línea de trabajo científico, la investigadora María de los Ángeles Gallardo, doctorada en Biología y Ecología Aplicada, quien actualmente realiza su postdoctorado (con apoyo de una beca otorgada por la Dirección General de Postgrado UCN), está liderando la descripción de las especies de esta familia recolectadas en el citado crucero EPIC.

Ello, en el marco de un proyecto FONDECYT (1181153), liderado por el Dr. Javier Sellanes, y que, al igual que las otras investigaciones mencionadas, está asociado al ESMOI UCN.

Disponible en museos

Por el momento, se sabe que el crustáceo de la foto pertenece a la familia Munididae, pero aún no está claro a qué especie corresponde, porque falta que sea descrito formalmente, tarea nada sencilla, explica Sellanes. “Para describir una especie, hay que seguir ciertos protocolos, mediante los cuales la comunidad científica internacional valida el hallazgo, y además se deposita el material tipo de la especie (especímenes) en museos. Por ejemplo, el holotipo (individuo que se usa para describir las características principales de la especie y por las cuales se diferencia de otras especies conocidas) en este caso va a quedar en el Museo de Historia Natural de Chile, y el resto del material tipo en otros museos, incluida la Sala de Colecciones Biológicas UCN “.

Gracias a este proceso, afirma Javier Sellanes, la especie queda disponible para que investigadores de cualquier parte del mundo puedan utilizarla para estudios taxonómicos o sistemáticos. entre otros.

Comentarios

Comentarios

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password