La modificación del reglamento sanitario RESA (D.S. Nº123) publicado con fecha 11 de diciembre 2020 señala que, en el caso del salmón  del Atlántico,  especie más susceptible a contraer enfermedades de alto riesgo,  se prohíbe su esmoltificación en lagos, ríos y estuarios. En tanto, para las especies salmón coho, salmón rey y trucha arcoíris, que presentan un menor riesgo sanitario, se permite su esmoltificación en lagos, ríos y estuarios, siempre que se cumpla con los requisitos y condiciones sanitarias que establecen los programas de vigilancia y control de Sernapesca.